Protección Activa Contra Incendios

$

Proyectos e Instalaciones PCI llaves en mano

$

Habilitación profesional de los operarios

$

Pública concurrencia e infraestructuras críticas

$

Naves logísticas

$

Sistemas de Detección y Extinción de incendios

$

Sistemas Manuales y Automáticos de PCI

$

Conexión a Central Receptora de Incendios (CRI)

$

Certificados de Calidad ISO 9001 e ISO 14001

Protección Activa Contra Incendios

La protección activa contra incendios es la que tiene como misión detectar, alertar, controlar y extinguir un incendio.

Los incendios pueden llegar a causar daños humanos y pérdidas materiales de considerable envergadura. Con la protección activa contra incendios se persigue minimizar los perjuicios y consecuencias fatales que se puedan derivar de un fuego.

Los sistemas de protección activa contra incendios pueden ser automáticos o manuales. Para el correcto uso de los medios manuales es recomendable haber realizado una formación previa.

Como empresa de referencia, Kosmos Group da servicio de ingeniería, instalación y mantenimiento de equipos contra incendios.

Sistemas de Detección y Alarma de Incendios

Los sistemas de detección y alarma de incendios son los encargados de detectar y alertar sobre un posible fuego con el fin de poder responder con agilidad y eficacia.

Los sistemas automáticos posibilitan la detección de un incendio en el tiempo más corto posible, gracias a los detectores de señal distribuidos en los espacios a proteger. Estos detectores emiten las señales de alarma y localización del incendio a una central de control o a una central receptora de incendios (CRI).

Los detectores de incendio pueden ser de diferentes tipos:

  • Detectores de humo.
  • Detectores de calor.
  • Detectores lineales.
  • Detectores de llama.

Existen también otros tipos de detectores como son:

  • Detectores de monóxido de carbono
  • Detectores de gases

Los sistemas manuales se conforman por un conjunto de pulsadores que transmiten una señal a la central de control siempre vigilada y desde la cual se identifica de dónde procede la señal de alarma. Es necesaria la intervención de las personas para dar aviso del incendio.

El sistema de comunicación de alarma emite señales de emergencia visuales y/o acústicas a través de sus dispositivos para facilitar el desalojo rápido y ordenado de un edificio.

En sistemas de detección de incendios no atendidos es recomendable su conexión a una Central Receptora de Incendios (CRI), con respuesta por parte de personal cualificado en servicio permanente de 24/7 los 365 días del año.

KOSMOS GROUP presta sus servicios como Central Receptora de Incendios a través de Grupo On Seguridad.

Protección Activa Contra Incendios Alarmas

How can we help you?

Sistemas de Abastecimiento de Aguas

Un sistema de abastecimiento de agua contra incendios suministra el caudal y presión necesaria a los sistemas de protección que estén conectados a dicho sistema. Concretamente, la norma UNE 23500: 2021 define un abastecimiento de agua como “conjunto de fuentes de agua, sistemas de impulsión y red general de distribución de agua para los sistemas de protección contra incendios destinado a asegurar, para uno o varios sistemas específicos de protección, el caudal y presión de agua necesarios durante el tiempo de autonomía requerido”.

Un sistema de abastecimiento de agua contra incendios está formado principalmente por una fuente inagotable de agua o depósito conectado a unas bombas que, en función de la complejidad de los sistemas que estén conectados al mismo, asegura el correcto funcionamiento de éstos.

Este sistema de abastecimiento de agua será utilizado exclusivamente para la instalación de protección contra incendios. No obstante, el abastecimiento de agua podrá alimentar a varios sistemas de protección si es capaz de asegurar los caudales y presiones de cada uno, en el caso de que sea necesario su utilización simultánea.

sala de bombas_1200

Este sistema de abastecimiento de agua será utilizado exclusivamente para la instalación de protección contra incendios. 

Sistemas Hidrantes

Hidrante es un equipo hidráulico conectado a una red de abastecimiento de agua que surte de un gran caudal de agua en caso de incendio. Permite la conexión de mangueras y equipos de lucha contra incendios, así como el llenado de agua de los camiones de bomberos.

El hidrante normalmente es de uso exclusivo de bomberos, en el entorno industrial también son utilizados por los ESIs (Equipos de Segunda Intervención o bomberos de empresa) y es un sistema que se instala en el exterior de los edificios.

Sistemas de Extinción de Incendios

Los sistemas de extinción de incendios protegen los espacios del peligro de un incendio. Emplean diferentes agentes y medios para controlar y apagar un fuego.

Para elegir el equipo de extinción idóneo y las medidas preventivas más oportunas es necesario identificar muy bien los riesgos, ya que los incendios se pueden clasificar en diferentes categorías:

  • Clase A
    Madera, papel y desperdicios.
  • Clase B
    Líquidos o sólidos licuables inflamables, como solventes, petróleo o pintura.
  • Clase C
    Gases.
  • Clase D
    Metales químicamente muy activos: magnesio, sodio, potasio o titanio.
  • Clase F
    Aceite y grasa.

Los sistemas de extinción de incendios pueden ser automáticos o manuales.

Objetivo: evitar las pérdidas y daños producidos por el fuego, impidiendo que éste se propague y ponga en peligro la vida de personas
y bienes materiales.

Extintores de Incendios

Los extintores de incendios son dispositivos portátiles para la extinción de fuegos pequeños. Pueden ser de diferentes tipos y tamaños en función del agente extintor, de su eficacia y del tipo de fuego que pueden sofocar.

  • Extintores de polvo ABC 
  • Extintores de agua
  • Extintores de agua pulverizada
  • Extintores de espuma (agua + AFFF)
  • Extintores de Co2
  • Extintores específicos para metales (clase D)

Los extintores de incendios funcionan mediante la proyección del agente extintor sobre el fuego. La normativa es estricta en cuanto a su instalación y mantenimiento. Los extintores son el primer elemento de protección activa, el que debe estar más a mano en caso de incendio.

Bocas de Incendio (BIE)

Las bocas de incendio son sistemas de protección contra incendios que se conectan directamente a la red de abastecimiento de agua. Quedan fijadas a la pared o a estructuras fijas.

El conjunto está pensado para aplicar agua en condiciones de caudal y presión en un tiempo rápido y preciso sobre un posible conato de incendio. Se compone de carrete o devanadera, manómetro, válvula, manguera de 20 o 25 metros y lanza. Todos estos elementos quedan guardados dentro de un armario.

Su función es la de sofocar incendios en su fase inicial. Dado que funcionan conectadas a la red de abastecimiento general pueden aplicar un chorro de agua de caudal preciso y gran presión sin riesgo a que se agote el agua. Son sistemas muy recomendados para lugares donde hay gran tránsito de personas y resultan fáciles de utilizar.

Pueden ser de tres tipos según el caudal de agua que puedan soportar:

  • las BIE de 45mm, con manguera plana, de uso exclusivo de bomberos o personal cualificado;
  • las BIE de 25mm, con manguera semirrígida, de sencillo uso por cualquier persona.
  • las BIE de 25 mm de diámetro con toma adicional de 45 mm de diámetro.
boca de incendio bie_1200

Columnas Secas

El sistema de columna seca se emplea para distribuir el agua en los edificios de forma vertical. La tubería se encuentra vacía, los bomberos en caso de incendio introducen agua en la tubería mediante un camión auto-bombeante.

El sistema de columna seca está compuesto por:

  • Una toma de agua en fachada o en zona fácilmente accesible al servicio contra incendios, con la indicación de “uso exclusivo bomberos”
  • Columna ascendente o descendente de tubería (según proceda)
  • Salidas en distintas plantas dotadas de un sistema de fácil accionamiento donde los bomberos pueden acoplar sus mangueras.

Este sistema es de uso exclusivo del personal de bomberos.

Sistemas Fijos de Extinción por Rociadores Automáticos y Agua Pulverizada

Los sistemas de extinción por rociadores y agua pulverizada son sistemas fijos de extinción. Los rociadores se distribuyen por la superficie de los espacios a proteger mediante un sistema de tuberías de agua. Las tuberías se ramifican de mayor a menor tamaño siendo el punto de partida el llamado puesto de control consistente en una serie de válvulas de paso y de retención de flujo inverso y una serie de elementos para transmitir una señal acústica mecánica y eléctrica.

Las boquillas de los rociadores disponen de un dispositivo de cierre sensible al calor. Por eso, se activan de forma automática cuando detectan una temperatura determinada y se abren para descargar el agua sobre el fuego.

Existen tres tipos de sistemas de rociadores: sistemas de tubería mojada, sistemas de tubería seca y sistemas de acción previa.

Actúan sólo en el espacio donde se ha producido ese incremento de calor, desde el inicio de un fuego y, de este modo, se evita la propagación. Si el fuego es intenso y no se controla con el primer rociador, se abre el segundo, y el tercero… hasta que el fuego quede extinguido. Habitualmente con menos de cinco rociadores queda el incendio bajo control.

Son sistemas que se emplean con frecuencia en naves industriales, comercios y grandes espacios.

sistema extinción incendios_1200

Sistemas Fijos de Extinción de Incendios por Agua Nebulizada

Los sistemas de extinción de incendios por agua nebulizada funcionan de forma muy similar al sistema por rociadores.

Un sistema de botellas o de bombas suministra agua a una o más boquillas de extinción, a través de una red de tuberías. Estas boquillas están abiertas y dejan ir gran cantidad de agua nebulizada si se produce un fuego en el espacio protegido. El agua nebulizada tiene la ventaja de poder abarcar una gran superficie sin dañar equipos o maquinaria.

Sistemas Fijos de Extinción de Incendios por Espuma Física

Los sistemas de extinción de incendios por espuma son fijos y están especialmente indicados para fuegos de clase B.

La espuma destinada a la extinción de incendios es un conjunto de burbujas formadas a partir de una solución acuosa, con menor densidad específica que los combustibles líquidos sobre los que se aplica.

Tiene la propiedad de cubrir y de adherirse a las superficies tanto verticales como horizontales, además de fluir libremente sobre la superficie incendiada sin destruirse por el calor; forma una capa resistente y continua que aísla el combustible del aire ambiente. También previene la posible reignición del incendio porque suprime la formación de vapores inflamables.

La espuma puede aplicarse a través de bocas de descarga fijas que producen un vertido y aplicación suave sobre la superficie del combustible incendiado, también mediante rociadores especiales para agua-espuma y finalmente también manualmente, mediante lanzas o monitores.

Los sistemas de extinción por espuma física estarán formados por los siguientes componentes principales:

a) Red de tuberías.

b) Tanque de almacenamiento de espumógeno.

c) Dosificador o proporcionador.

d) Boquillas de descarga.

En función de la expansión de la concentración de espumógeno pueden distinguirse tres tipos de espuma: baja, media y alta expansión.

Es un agente extintor recomendado especialmente para fábricas, almacenes, naves industriales y lugares donde se guardan líquidos inflamables, combustibles o productos químicos en forma sólida o líquida.

Sistemas Fijos de Extinción de Incendios por Agentes Gaseosos

Los sistemas por agentes extintores gaseosos estarán compuestos, como mínimo, por los siguientes elementos:

a) Dispositivos de accionamiento.

b) Equipos de control de funcionamiento.

c) Recipientes para gas a presión.

d) Tuberías de distribución.

e) Difusores de descarga.

Los dispositivos de accionamiento serán por medio de sistemas de detección automática, apropiados para la instalación y el riesgo, o mediante accionamiento manual, en lugar accesible.

Las concentraciones de aplicación se definirán en función del riesgo y la capacidad de los recipientes será la suficiente para asegurar la extinción del incendio, debiendo quedar justificados ambos requisitos.

Estos sistemas solo serán utilizables cuando quede garantizada la seguridad o la evacuación del personal.

Además, el mecanismo de disparo incluirá un retardo en su acción y un sistema de pre-alarma, de forma que permita la evacuación de dichos ocupantes, antes de la descarga del agente extintor.

  • Tipología de gases:

La gama de agentes extintores es muy amplia, existiendo tres grandes grupos de agentes.

  • Anhídrido carbónico (CO2), también conocido químicamente como dióxido de carbono.
  • Hidrofluorocarbonos, denominados comúnmente como HFC (los gases fluorados se encuentran en desuso por su efecto invernadero).
  • Gases inertes, básicamente formados por gases nobles o de características similares.

Dependiendo del tipo de riesgo a cubrir, se utilizará un tipo u otro de gas. Especialmente recomendados para fábricas textiles, almacenes de materiales peligrosos, prensas de impresión, estaciones transformadoras, sistemas hidráulicos y, en general, para lugares con combustibles líquidos.

extinción automática novec_1200

Extinción Automática para Campanas de Cocina

Actualmente existe una gran disparidad de productos para protección de incendios en cocinas industriales en las que varía tanto el tipo de agente extintor como el volumen del recipiente que contiene este agente.

El Código Técnico de la Edificación indica que se debe instalar extinción automática en las cocinas cuya potencia instalada exceda de 20kW en uso Hospitalario o Residencial Público, o de 50kW en cualquier otro uso.

Queda totalmente descartado cualquier sistema que utilice sprinklers como difusores o no proteja el interior de campana y el conducto de extracción.

El sistema de extinción automática de campana de cocina deberá proteger todos los elementos de la cocina de forma simultánea (zonas de cocción, campana, plenum y conductos) para evitar la propagación del incendio que se puede producir si se protege sólo cada uno de dichos elementos. Además, no se permitirá el uso de difusores cerrados que realicen la activación del sistema mediante rotura de bulbo térmico, fusible térmico u otro dispositivo de naturaleza análoga, ya que en este caso sólo se produciría la descarga de agente a través del difusor o difusores afectados por el fuego.

Sistemas Fijos de Extinción de Incendios por Aerosoles Condensados

Los sistemas fijos de extinción por aerosoles condensados estarán compuestos por dispositivos de accionamiento, equipos de control de funcionamiento y unidades de generadores de aerosol.

Los mecanismos de disparo y paro manuales estarán señalizados.

Sistemas para el Control de Humos y de Calor

Los sistemas de control de calor y humos limitan los efectos del calor y de los humos en caso de incendio. Estos sistemas pueden extraer los gases calientes generados al inicio de un incendio y crear áreas libres de humo por debajo de capas de humo flotante, favoreciendo así las condiciones de evacuación y facilitando las labores de extinción.

Los sistemas de control de calor y humos pueden adoptar cuatro principales estrategias para el movimiento de los gases de combustión:

  • Flotabilidad de los gases calientes (edificios de techo alto).
  • Presurización diferencial (vías de evacuación)
  • Ventilación horizontal (edificios de reducida esbeltez, como túneles o aparcamientos)
  • Extracción de humos (en aparcamientos o tras la actuación de un sistema de supresión del incendio).

Mantas Ignífugas

La manta ignífuga, o manta antiincendios, consiste en un dispositivo de seguridad que ha sido diseñado para extinguir incendios pequeños o incipientes. Se trata de una lámina realizada en material ignífugo que se coloca sobre el fuego para sofocarlo impidiendo la llegada de oxígeno.

Las mantas ignífugas deberán mantenerse adecuadamente envasadas hasta su uso, con el fin de protegerlas de condiciones ambientales adversas.

Dada la naturaleza de este producto, deberá indicarse la caducidad del mismo, que no debe exceder los 20 años.

El emplazamiento de las mantas ignífugas permitirá que sean fácilmente visibles y accesibles. Estarán situadas próximas a los puntos donde se estime mayor probabilidad de uso.

Alumbrado de Emergencia

Una luz de emergencia está formada por una o varias lámparas que, por lo general, se encuentran apagadas. Cuentan con un pequeño punto de luz, un piloto de luz verde o roja que se mantiene encendido cuando la lámpara está apagada, como garantía de su correcto estado y funcionamiento.

Las instalaciones destinadas a alumbrado de emergencia, deben asegurar, en caso de fallo del alumbrado normal, la iluminación en los locales y accesos hasta las salidas, para garantizar la seguridad de las personas que evacuen una zona, y permitir la identificación de los equipos y medios de protección existentes.

Kosmos Group es una empresa instaladora habilitada para realizar instalaciones de baja tensión.

Revisión y Mantenimiento de los Sistemas

Cada equipo y sistema de seguridad necesita un mantenimiento diferente. Acudir a profesionales de referencia para tener la garantía de que estos sistemas están en perfectas condiciones resulta esencial.

Kosmos Group es miembro activo en las principales asociaciones del sector de la seguridad contra incendios, que avalan nuestro buen hacer: Cepreven, Tecnifuego y el Clúster de Seguretat Contra Incendis.

Compromiso de Transparencia y Rigor

En el área de la seguridad, asesoramos y acompañamos a nuestros clientes, con absoluta transparencia. Garantizar la protección de nuestros clientes es nuestra auténtica razón de ser.

KOSMOS GROUP no está vinculado a ningún fabricante, distribuidor o marca comercial: sólo recomendamos lo que creemos que es idóneo para cada uno de nuestros clientes. Nos debemos a ellos. Nuestro fin es serles útiles, darles apoyo como partner estratégico y tecnológico en la gestión de la seguridad.

How can we help you?